El gesto de Guillermina Valdés con Soledad Aquino en el hospital y la emoción de Marcelo Tinelli

Por estos días, la familia Tinelli atraviesa duros momentos. Soledad Aquino, ex esposa de Marcelo Tinelli y madre de Candelaria y Micaela recibió un trasplante de hígado y continúa recuperándose del difícil trance en terapia intensiva.

En diálogo con Los ángeles de la mañana, Tinelli confesó que ha sido “un año duro”: “Sole es una persona muy importante en mi vida, es la mamá de mis hijos y ese vínculo es, para mí, indisoluble. Uno nunca se separa de eso, se separa de un vínculo amoroso”.

A pesar del difícil momento, el conductor de La Academia se mostró agradecido: “Tengo a una mujer hermosa a mi lado como es Guille, una mujer que amo profundamente, que me ayuda y está a mi lado permanentemente. No tengo más que agradecer: a la gente, a mi familia, a mi mujer”.

En ese momento, Marcelo recordó un tierno gesto de Guillermina Valdés para con Soledad y decidió compartirlo: “El otro día la veía a Guille maquillando a Sole en la terapia intensiva. Se me caían las lágrimas. Son cosas hermosas de vivir”.

“Poder ayudar a mis hijas, poder estar al lado de Sole y que toda mi familia esté alrededor de ella. Paula también, los chicos. Ha sido un transplante muy difícil, cuesta salir, la está luchando”, cerró, reflexivo y agradecido más allá de las dificultades.

Hace algunos días, Gente publicó cómo evoluciona Aquino a poco más de un mes de su trasplante. Según informó el medio, la mujer presentó “una franca mejoría” luego de semanas en la que su vida “pendiera de un hilo”, en palabras de Primicias Ya. Gracias a esa evolución positiva, Candelaria y Micaela pueden ahora estar “más tranquilas”.

Más información

Marcelo Tinelli se emocionó al hablar de su familia y de la salud de Soledad Aquino

Mica Tinelli habló por primera vez de la difícil situación familiar por el trasplante de su madre

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *